Para una experiencia óptima en el sitio, recomendamos utilizar un navegador diferente.
El uso de Internet Explorer puede impedirle acceder a Chubb.com y es posible que algunos recursos del sitio no funcionen como se esperaba.

X
skip to main content

Humberto aún no terminaba de estudiar Administración de Empresas cuando, como él mismo dice, “lo metieron” a trabajar en la compañía de seguros que lideraba su padre en Saltillo, Coahuila. Tenía entonces 20 años y debió continuar su formación profesional en el horario vespertino, estudiando y trabajando en forma paralela. Estuvo prácticamente 20 años más al lado de su padre, quien falleció hace 5. Y hoy, esta trayectoria está rindiendo frutos: como segunda generación a cargo de la oficina, ha liderado un proceso de expansión que ha permitido que su firma también tenga ahora presencia en la ciudad de Torreón.

“Me ha ido bien porque nunca he hecho otra cosa”, dice Humberto con un toque de humildad. “Me gustan los seguros porque ayudas mucho a las personas; estás ahí para salvaguardar su patrimonio, su salud. Es una labor que contribuye a la sociedad de manera importante”.

Humberto reconoce que la manera de trabajar de su padre marcó a fuego su propia gestión dentro de la firma. “Él era una persona muy popular, muy abierta. La gente lo quería mucho y eso le ayudó a abrir muchas puertas. Con él aprendí a buscar el beneficio del cliente, antes que lo que le conviene a uno mismo”.

El foco de la firma está en las empresas del sector, ligadas principalmente con el área automotriz: en la zona están ubicadas las plantas de General Motors y Chrysler. Con ellas trabajan en “buscar negocios que puedan perdurar en el tiempo”, convencidos de que “cada renovación es una venta nueva”. 

Jaime Ernesto

“Chubb nos ha ayudado muchísimo a que los negocios crezcan, creyendo en nosotros y en nuestros proyectos. Entregan un buen soporte técnico y es una compañía sólida, algo muy importante cuando trabajas en un negocio relacionado con riesgos”.

 

Humberto reconoce que la pandemia los tomó por sorpresa y que no estaban preparados para el trabajo remoto. Sin embargo, las fortalezas de su gestión lo ayudaron a seguir creciendo pese a las dificultades y desafíos que trajo la crisis sanitaria. Entre ellas, destaca:

  • Innovación con foco en el cliente. Hace dos años, la firma comenzó una estrategia de innovación que apunta a ampliar las coberturas de los seguros, haciéndolos más completos. “No tienes que ir solo con el producto que ya existe, con lo normal y esperado. Tienes que enfocarte en lo que el cliente quiere, no en lo que uno quiere vender”. 
  • Desarrollar una estrategia de venta cruzada. Junto con ofrecer los seguros corporativos que son el foco de la firma, se desarrolló una estrategia de venta cruzada que les ha permitido crecer en la venta de seguros personales para los ejecutivos y colaboradores de las compañías de la zona, potenciando las ventas de seguros de vida, de salud y para vehículos.
  • Apoyarse en los mejores socios. “Antes de colocar un negocio, pensamos bien con qué compañía aseguradora hacerlo; es la única manera en la que podemos estar tranquilos tanto nosotros como el cliente”, dice Humberto.